CHAVEZ TIENE KRIPTONITA!

Durante su presencia en el Foro Social Mundial, el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, tuvo una entrevista con distintos medios allí presentes. Contrabando participó de la misma, y aquí reproducimos los pasajes más relevantes, los cuales mantienen absoluta vigencia.

Chávez casi no dejó tema sin tratar, tejió la revolución bolivariana, el rol de los militares, la condena al capitalismo, sin dejar de mencionar el calentamiento global, hasta sus encuentros con Fidel Castro, en una densa trama política. El líder bolivariano tiene el don de la palabra y en cada respuesta puede articular el contexto de la misma, saludar al o la periodista, incluir alguna anécdota, hacer alguna referencia histórica, condimentar con un chiste, o dejar caer alguna ironía como cuando se refiere a Missis “Condolencia” Rice, para nombrar a la funcionaria norteamericana.

por Octavio Halle

“Amaneció el 2005 y el ALCA no existe”

El salón estalló en risas cuando Chávez se rió de la imagen que diseminan de él por el mundo. Es que los EE.UU. sostienen que Venezuela y Cuba tienen un acuerdo secreto “para instalar el comunismo, derrocar gobiernos y hacer guerrillas, todo un plan en el que Fidel y yo tenemos ya diez años pero hemos sido poco efectivos.” Se lamentó con sorna. Para volverse serio rápidamente y señalar que: “Ahora firmamos el convenio del ALBA. Hasta ahora era una propuesta sólo del gobierno venezolano con algunas manifestaciones de otros gobiernos, pero el gobierno cubano ha decidido integrarse junto con el nuestro a una integración alternativa cuyo principal objeto no es la economía, no es el comercio”. La Alternativa Bolivariana para la América Latina es la propuesta que impulsa Venezuela en contraposición al ALCA. Hasta ahora sólo había sido una especie de declaración, pero desde 2004 ha comenzado a plasmarse, según relató Hugo Chávez: “Cuba y Venezuela hemos firmado un convenio donde lo social está por delante, la lucha ya, ahora mismo, contra la miseria y pobreza de nuestros pueblos. No podemos esperar a que haya un crecimiento económico sostenido de veinte años, que es la tesis neoliberal, que hay que abrir a las inversiones internacionales, al capital privado, privatizar todo para que después… la tesis del goteo, cuando todos estemos muertos de hambre, todo comenzará a florecer -las tumbas florecerán- esa es la tesis neoliberal, una tesis verdaderamente irracional.”

Al parecer, el ALBA ha podido avanzar más allá de los papeles y se pueden conocer algunos avances, En ese sentido, Chávez afirmó: “Nosotros colocamos lo social por delante. Por ejemplo, en este instante en Venezuela, están viviendo y trabajando con nosotros y con nuestros médicos y nuestras enfermeras y comunidades organizadas, casi 20 mil médicos cubanos, y odontólogos. Una cifra voy a dar: sólo en el año 2004, ese sistema de salud popular que hemos llamado ‘Barrio Adentro’, porque los médicos están barrio adentro, viven con los pobres, duermen allí en el rancho, andan recorriendo las casas visitando las familias, dando charlas, haciendo medicina preventiva. En el año 2004, las consultas médicas, totalmente gratuitas y con los medicamentos gratuitos fueron superiores, en cantidad, a las consultas médicas que en todo Venezuela se hicieron en todos los hospitales ambulatorios en los últimos cinco años, para tener una idea del impulso social. Eso nos ha permitido bajar la mortalidad infantil, pero drásticamente, con un plan masivo de vacunación, una vacuna que produce Cuba, muy efectiva. Jamás en Venezuela se había vacunado a los niños pobres contra hepatitis, por ejemplo. Cuántos niños se murieron antes de cumplir uno o dos años, porque no le colocaron la vacunita, porque a los hijos de los ricos, a esos los vacunan en las clínicas privadas.”

El plan de salud alcanza también a mujeres con un chequeo para prevenir el cáncer uterino y de mamas, y para las embarazadas, el plan prevé gimnasia y la distribución de ácido fólico.

En el campo de la educación, el ALBA también muestra avances. El presidente relata que: “Con el apoyo de Cuba y un método reconocido por Naciones Unidas, llamado ‘Yo si puedo’, en Venezuela, en el último año hemos alfabetizado un millón trescientas mil personas. Teniendo en cuenta que el promedio de alfabetización en los últimos 15 años era de diez mil alfabetizados por año, de 10 mil saltamos a millón trescientos mil, una verdadera batalla contra la ignorancia y el analfabetismo. ¿Y quiénes eran los analfabetos?: los pobres que no podían ir a la escuela. Yo he visto y entregado el diploma a hombres de 92 años. Una mujer abuela que tomó la palabra y dio un discurso maravilloso en un acto de entrega de diploma que dijo: ‘No pude ayudar a mis hijos a estudiar porque no sabía ni leer, ahora estoy ayudando a mis nietos a estudiar’. Cosa maravillosa esa ¿no? Esto es un ejemplo del ALBA: lo social por delante.”

Aunque el ALBA también propone: “La integración económica por la vía de la complementariedad, no de la competencia. Les voy a poner un ejemplo, nosotros les suministramos petróleo, derivados del petróleo, incluso firmamos un incremento de la cuota, eso lleva un descuento de hasta el 25% que no es ningún regalo, Cuba lo paga, sólo que lo paga en condiciones que puede soportar, no somos nosotros el Fondo Monetario Internacional -Dios nos libre!-. Es un acuerdo entre hermanos, tienen varios años de gracia en que no pagan, se va acumulando una deuda pagadera a 15 años y con apenas 2% de intereses y -además, por si fuera poco- nos pueden pagar con bienes y servicios, por ejemplo, ahora estamos instalando en Venezuela un central azucarero. Cuba tiene muchos que tuvo que cerrar, ¿por qué,? por el neoliberalismo, por el proteccionismo de los países desarrollados que subsidian a los productores y Cuba no pudo competir más con muchos países que vivían de la siembra de la caña y su procesamiento, pues se vino el precio abajo, entonces ya no se hizo más sustentable para países pobres seguir produciendo azúcar. Cuba sigue produciendo, además cayó la Unión Soviética, y esa cuota desapareció ¿dónde vende Cuba ese azúcar? Y llegó a producir cantidades excepcionales, allá por los ’70. Bueno, ahora hay varios centrales cerrados, los desmontamos, los montamos en un barco, y con técnicos cubanos y venezolanos estamos montándolos en Venezuela. Estamos recuperando tierras y sembrando caña y vamos a producir azúcar, porque estamos importando mucha azúcar y derivados, alimentos para animales, y hasta medicamentos.”

Tampoco el tema energético queda de lado en el ALBA, que incluye a otros países, como se desprende del discurso del líder venezolano: “Por cierto una empresa de Brasil va ir a explotar carbón a Venezuela, tenemos una gran reserva de carbón, Brasil no tiene. Ese carbón, además de que viene para Brasil, lo vamos a llevar también a Cuba como combustible, para explotar una de las más grandes reservas de níquel que hay en el mundo, que está en Cuba. A ese níquel lo vamos a traer a Venezuela para producir acero inoxidable, que Venezuela ahora no produce por falta de níquel. Está en Cuba el níquel, y el carbón en Venezuela, y en Brasil hay hierro también. Brasil es un potencia siderúrgica. Vean ustedes cómo esa es la vía de la integración de las economías.”

Hasta aquí, Chávez puntualizó parte de algunos elementos que configuran el ALBA, para enseguida destacar que: “Afortunadamente, amaneció el 2005 y el ALCA no existe, es una gran victoria para los pueblos del continente, el ALCA no existe, en cambio, avanza una propuesta alternativa que incluye, además, lo de Telesur, que incluye PetroSur, otra propuesta nuestra, una alianza petrolera, gasífera y energética de los países como Venezuela, Brasil, Argentina y otros países más, Bolivia, Trinidad y Tobago, Cuba y México.”

Al concluir el tema del ALBA, el presidente deslizó: “Y si alguno de esos dos pueblos llega a ser agredido por el imperialismo tendrán que agredir a los dos, porque estamos unidos en el ALBA y en la raíz, como lo estamos con todos los pueblos desde México hasta la Patagonia.

Kriptonita de la roja

El presidente venezolano brindó aspectos no tan difundidos del proceso político de su país: “La revolución bolivariana marcha sobre cinco conceptos, que se han venido convirtiendo en ejes y realidades a través de la fuerza política y popular, y de la aplicación del poder. Son cinco ejes que avanzan en paralelo”.

El primero es el político: “Este se trata de construir una democracia real, participativa y protagónica, mucho más que meramente representativa. La democracia representativa no es sino una trampa y el caso venezolano lo confirma. Democracia del pueblo, es redundante porque demos es pueblo, pero hay que redundar en este caso. Democracia popular, y en esta nueva etapa hablamos de democracia revolucionaria.”

El segundo de los ejes hace referencia a lo social: ir conformando una sociedad de iguales, ese es otro término que hay que recuperar, la igualdad. Aquí hay varias palabras que fueron engavetadas y casi nadie habla de ellas, hay que comenzar a hablar con esas palabras, levantarlas como bandera de lucha: la igualdad. Ustedes oyen al presidente de los Estados Unidos hablar en sus discursos tantas veces de libertad. Bush promete como Superman ‘luchar por la justicia’. ¡Para eso nosotros tenemos kriptonita de la roja!. Bueno, entonces el caballero Bush habla de freedom, liberty, pero no habla por ninguna parte de igualdad, no le interesa, es un concepto degenerado de libertad ¿de qué libertad, de cuál libertad? El primero que debe liberarse es el pueblo de los Estados Unidos, con quien compartimos sueños e ideales, el pueblo de Martin Luther King, de luchadores como Abraham Lincoln. Bueno, ahora es la igualdad. La palabra imperialismo, ¿ustedes se han dado cuenta que hace años que no se habla de esa palabra?. En Venezuela hemos sacado esa palabra de nuevo. Para llamar al pan, pan y al vino, vino. Al imperialismo hay que llamarlo como es: Imperialismo. Y nosotros somos antiimperialistas, contrarios al imperialismo.”

En el campo de lo económico, Chávez realizó una de sus afirmaciones más relevantes: “Es necesario trascender el capitalismo. En el marco del sistema capitalista es imposible, absolutamente. Los graves problemas de pobreza de las grandes mayorías en el mundo, no tienen solución dentro del capitalismo, hay que transcenderlo. Tampoco se trata del estatismo, o del capitalismo de Estado, sería la misma perversión soviética, que fue la causa de su caída. Hay que reivindicar el socialismo como tesis, como proyecto y camino, pero como un nuevo socialismo, un humanismo, poner al hombre, no a la máquina por delante, al ser humano, no al Estado por delante. Ese es el gran debate que en el mundo debemos impulsar.”

El cuarto eje de la revolución bolivariana, fue sintetizado por Chávez como el tipo de desarrollo que él llama “endógeno, desde dentro y por dentro de Venezuela, no es un modelo que va a depender de que vengan inversiones internacionales, si vienen bienvenidas. Con el vicepresidente chino firmamos 19 convenios, uno de inversiones chinas para construir en Venezuela, en los próximos años, hasta 100 mil viviendas, sobre todo para los pobres, viviendas dignas para las clases necesitadas, para que vayan elevando su nivel de vida, así que las inversiones internacionales bienvenidas, pero no podemos depender de ellas. ¿Y el día que no lleguen, y si quieren imponernos condiciones que no aceptamos?”

En el campo de las relaciones internacionales, quinto eje de la revolución, Chávez se pronunció por “un mundo multipolar” y remarcó: “nosotros tenemos seis años con esta línea, cooperando modestamente, en la conformación de un mundo multipolar, Dios nos libre de un mundo unipolar. Aquí en el continente americano cabemos dos polos, el del norte y el del sur, por eso es tan importante la integración de Suramérica y del Caribe, el proyecto de Bolívar era ese, de la Patria Grande.” En cuanto a las relaciones con el resto de los países del mundo contó que “hace apenas unos días tuve un almuerzo con todos los embajadores europeos. Fueron a visitar Barrio Adentro, quedaron muy impresionados de lo que pasa allí. Estamos hablando de una gira por Portugal, Francia, Alemania, Inglaterra, Polonia, Europa Oriental, en fin, unas relaciones con Europa muy buenas y que van a seguir…”

Párrafo aparte merecen las relaciones con los EE.UU (ver recuadro del Caso Granda): “las relaciones políticas ustedes saben cuáles son. Han sido signadas por la agresión permanente de allá para acá y nosotros lo que hemos hecho es defendernos pues, y decir nuestras verdades. Cuando Condoleezza Rice dice que ‘Chávez es una fuerza negativa’ para Suramérica, bueno tenemos que reponderle. La más grande fuerza negativa de este mundo se llama el gobierno de los EEUU, del mundo entero, de todo el planeta. Ahora tenemos unas relaciones económicas que no han sido mayormente afectadas por las tormentosas relaciones políticas, allá tenemos una embajada, y ellos tienen embajada en Caracas, pero son tormentosas las relaciones y seguirán siendo así mientras ellos sigan con su línea de agresión imperialista. Venezuela es un país soberano, libre y no acepta presión, ni chantaje de nadie. Ahora, creo que el gobierno de los EEUU es que se está quedando solo en este continente. Han dicho que los gobiernos de Suramerica deberían presionar a Chávez, para aislarlo, es lo que dicen públicamente y nos estamos uniendo más.”
O.H.

==========================================================

Incidente diplomático con Colombia: “EE.UU. Está buscando una excusa para invadir Venezuela”

Rodrigo Granda Escobar fue capturado el lunes 13 de diciembre de 2004, en Caracas, Venezuela. Granda es responsable del Frente Internacional de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), que desde hace 40 años despliegan una fuerza guerrillera que controla casi un 40% del territorio colombiano.

El hecho provocó un incidente diplomático entre Colombia y Venezuela. En la charla con los periodistas del Foro Social Mundial, Hugo Chávez contó su visión de los hechos: “El reciente caso de Colombia no fue sino una provocación facturada en Washington, sobre ese caso ya he hablado bastante. Después de una crisis de casi un mes, desatada por el secuestro en Caracas del ciudadano colombiano Rodrigo Granda, utilizando el chantaje a funcionarios venezolanos que están presos todos. Ya sabemos toda la verdad, sé incluso en que gastaron el dinero que les dieron de adelanto. Debo decir que hubo muchos amigos en América Latina que estuvieron preocupados enviando delegaciones, conversando por teléfono, Lula envió a Marco Aurelio, estuvimos hablando varias horas evaluando el problema. Toledo envió a su canciller. Fidel me pidió que no hiciera público esto, pero como ya salió publicado, no podemos negarlo, y salió por Bogotá, ayer lo vi: Uribe llamó a Fidel, pidió cooperación. Fidel me llama, mandó a Felipe Pérez su canciller, hablamos varias horas en Caracas, yo le mandé a Fidel mis apreciaciones. Fidel mandó a su vicecanciller a hablar con Uribe. Intermediación de buena fe. Y afortunadamente, lo que querían los estadounidenses, que era una escalada, se frustró. Porque están buscando una excusa para intervenir en Venezuela, les encantaría un conflicto violento entre Colombia y Venezuela. Excusa maravillosa para intervenir y meterse a fondo y tratar de liquidar a la revolución bolivariana. Pero hemos sido capaces, en A.L., de dar un paso adelante en la solución de la crisis. Un comunicado que ha emitido el gobierno de Colombia dice que ‘no se va a repetir un hecho como este’, y que cualquier acción de lucha, o cualquier problema, se debe respetar la soberanía de Venezuela. Luego nosotros hemos respondido con un comunicado buscando el acercamiento. El presidente Uribe me ha pedido a través de mi canciller una reunión, manifestó que quería verse conmigo para hablar y ya hemos fijado una fecha en Caracas. Nosotros no queremos ningún conflicto, esto ha sido una provocación del gobierno de los Estados Unidos. El único gobierno que salió a apoyar la acción ilegal, violatoria de la soberanía de Venezuela, ¿cuál fue? Washington. Pero se quedaron solitos, ningún otro gobierno de este continente se pronunció en este caso.

Y hubo un pronunciamiento de la Comunidad Andina diciéndole a Washington que no se metiera en esto, y sé -no voy a decir nombres- que otros presidentes de América Latina, de manera privada, le pidieron a Washington que no se metiera en esto, que era un problema entre Venezuela y Colombia y que en todo caso quienes tenían que ayudar no eran los gringos, ello no ayudan a solucionar nada, ellos vienen a empastelar todo. Aquí tenemos nosotros capacidad para solucionar entre nosotros mismos y en paz, nuestros propios problemas. Porque yo si estoy de acuerdo, en que por más diferencias tácticas o estratégicas, políticas, ideológicas o pragmáticas, que haya entre un gobierno y otro en A.L., tenemos que marchar juntos hacia un modelo de integración, respetando las diferencias No tenemos más alternativas. Unirnos en un modelo de integración distinto al neoliberal para dejarle un continente libre y desarrollado a nuestros descendientes.”

Haití: Otra vena abierta

Una periodista y un grupo de exilados haitianos, le comentaron a Hugo Chávez el reconocimiento popular del que goza en Puerto Príncipe.

Por su parte el presidente venezolano exaltó la figura de Aristide y comparó los golpes de estado de Venezuela y Haití: “Bueno, en verdad, el presidente de Haití, se llama Jean Bertrand Aristide. Sólo que lo secuestraron, es lo mismo que a mi me hicieron. A mí llevaron y en la isla donde me tenían preso, el 13 de abril (de 2002), aterrizó un avión de matrícula norteamericana y estaban por montarme en ese avión, pero me negué y dije: ‘Si quieren me fusilan aquí pero yo en ese avión no me monto. A ver si me tiran al agua”

Luego profundizó su análisis: “lo que pasa es que Aristide no tenía soldados, le eliminaron el ejército, una condición del imperio. No tenía con qué defenderse, y bastó un grupo de mercenarios para llegar hasta Puerto Príncipe. Luego, los soldados norteamericanos llegaron a secuestrar a Aristide y lo llevaron al África. Es decir, constitucionalmente, así como yo en los dos días que estuve secuestrado, nunca dejé de ser presidente. Un presidente puede estar preso, secuestrado, encadenado, lo pueden mandar en el Apolo XI para la luna y lo tienen allá, pero ése es el presidente, es decir, presidente de Haití es Jean Bertrand Aristide. Ahora, el mundo ha quedado callado por la presión imperialista.”

En otro tramo del diálogo expresó una posible solución al tema: “Nosotros hemos propuesto, con todo el respeto, que la solución para Haití no puede estar en Naciones Unidas, o en la reunión de un grupo de presidentes que no tenemos que tener injerencia en cosas de Haití. La solución debe estar en el pueblo haitiano. Y hay una figura jurídica, política e histórica, a la que Venezuela ha acudido hace cinco o seis años, y que nos dio el camino por el que venimos: la Asamblea Nacional Constituyente. Es una propuesta que en Haití se podría ensayar, que el pueblo consultado en referendum sea el que tome la decisión. Pero no manipulado, ni presionado, ni invadido. Libre de expresar su opinión, con observadores de todo el mundo, del Foro Social Mundial, observadores de gobiernos imparciales y todo el mundo a ver qué es lo que dice el pueblo de Haití, eso es democracia. Vaya mi solidaridad con el pueblo haitiano.”

O.H.

Cerrar menú